» Convocatorias

  • cartel-cipial Primer Congreso Internacional Los Pueblos Indígenas de América Latina siglos XIX y XXI »

    Avances, perspectivas y retos. Informes www.congresopueblosindigenas.org

  • LA-IND~1 Coloquio: La industria automotriz en México »

    La industria automotriz en México: Una agenda para los actores de cara al siglo XXI

  • CARTEL FINAL-01 (8) IV Encuentro Internacional Migración y Niñez Migrante »

    Bases de la convocatoria>Migración y retorno, retos para la familia transnacional 30 y 31 de Mayo, Hermosillo, Sonora

» Novedades Editoriales

  • port.2 Las dos historias de Pedro Porter Casanate, explorador del Golfo de California. Estudio y edición de dos relaciones manuscritas del siglo XVII »

    Autores Ramón Manuel Pérez Martínez y Aarón Grageda Bustamante El Colegio de Sonora, Universidad de Sonora, 2012 Hermosillo, Sonora $ 80.00

  • port-1.2 Movilización, migración y retorno de la niñez migrante. Una mirada antropológica »

    Autora Gloria Ciria Valdéz Gardea (coordinadora) El Colegio de Sonora, Universidad Autónoma de Sinaloa, 2012 Hermosillo, Sonora $ 250.00

  • Print región y sociedad »

    Publicación cuatrimestral, Año XXIV, núm. 55, septiembre-diciembre de 2012, El Colegio de Sonora, Hermosillo, Sonora $ 80.00

FOTO DE LA SEMANA: Fiesteros y danzantes en la fiesta de la Santa Cruz, bajando el cerro Abaskaure”

La imagen fue tomada por Patricia Mejía Ruiz

Los invitamos a publicar fotografías de su agrado para esta sección semanal. Enviar fotos al correo: asanchez@colson.edu.mx

toma-posesion-barack-obama

Vía libre

El segundo periodo de Obama

Alvaro Bracamonte Sierra*

Este día el presidente de Estados Unidos juramenta su segundo periodo al frente de la Casa Blanca; obtuvo esta distinción luego de la fragorosa contienda en la que se impuso a Mitt Romney. Ha dicho el afroamericano que esta victoria fue más satisfactoria que la conseguida en 2008, cuando arrasó a su adversario, tras convertirse en un fenómeno político que despertó entre los norteamericanos la esperanza de una pronta restauración de la ética en la vida pública y la recuperación de la prosperidad marchitada por la peor crisis económica en muchas décadas.

No hace falta ser muy acucioso para advertir que en su primer periodo Obama estuvo por debajo de las expectativas generadas. Muchas de las promesas que lo volvieron un político popular quedaron incumplidas, como fue el caso de la reforma migratoria comprometida con los cada vez más influyentes hispanos; tampoco cumplió con el cierre de Guantánamo, cuya memoria evoca no precisamente los mejores valores en materia de derechos civiles; ni qué decir de la recuperación de la economía y la creación de empleos. De hecho, el día que los estadounidenses acudieron a las urnas la tasa de desempleo se ubicaba en cerca de 8 por ciento; se repetía por doquier que ningún presidente había sido reelecto cuando ese indicador superaba el 7 por ciento. Los pronósticos no le eran necesariamente favorables.

Pero, contra esos vaticinios, Obama se impuso, podría decirse que cómodamente. Lo votaron aun y cuando conocían sus imperfecciones y ya no contaba con el apoyo de una sociedad movilizada y entusiasmada por el cambio que enarbolaba. Es por todo ello que ha dicho que esta victoria es más satisfactoria que la del 2008.

De acuerdo con los historiadores, un segundo periodo presidencial resulta mejor que el primero. Es probable que ello se deba a que el mandatario adquiere experiencia en el ejercicio del poder y a que ya se tiene más claro el legado que dejará una vez concluido su mandato. En el caso de Obama, eventualmente será mejor considerando que afrontará un contexto económico menos turbulento que el experimentado al principio de su primer periodo.

Recordemos que los estragos del crack financiero se resintieron con especial virulencia durante el 2009 y el 2010. Pudo sortearlos aplicando audaces políticas expansivas, tanto monetarias como fiscales, que paliaron la dureza de la recesión. Estos problemas ya no los tiene, o al menos son de menor gravedad, lo que le dará un respiro para diseñar nuevos programas que consoliden la recuperación económica y dé oportunidades de trabajo para los estadounidenses sin empleo.

El mandatario estadounidense enfrentará pronto dos desafíos importantes que definirán el rumbo de su administración: la ampliación del tope al endeudamiento para hacer frente a sus acreedores y, claro, el compromiso de ajustar el gasto a fin de disminuir el desmesurado déficit fiscal que tanto atemoriza a la mayoría de los especialistas en materia económica.

¿Qué se puede esperar para México en el segundo periodo de Obama? A primera vista se atisban cosas interesantes. Destaca su reiterada intención por acordar una reforma migratoria integral que permita aliviar las injusticias de que son objeto alrededor de 12 millones de ilegales. Esto, sin duda, es buena noticia para miles de familias que ahora viven fragmentadas entre Estados Unidos y México. Ojalá la reforma pronto sea aprobada.

Igualmente favorable es la decisión de entrarle al control de armas de asalto que son la causa de muchos crímenes en escuelas y cines de ese país; esto es bueno para México dado que el libre comercio de armamento facilita el tráfico a territorio nacional, circunstancia que explica parcialmente el baño de sangre que afecta al País desde hace varios años.

Los ingresos y los gastos en Sonora

La Ley de Ingresos 2012, rechazada en diciembre de 2011, contemplaba los mismos impuestos que hoy tienen en tensión extrema a una buena parte de la sociedad sonorense. En aquel entonces los medios de comunicación informaban de algunas reconsideraciones que tenían en mente las autoridades estatales, como por ejemplo que la tenencia fuera pagada por autos cuyo valor superara los 250 mil pesos y que el 3 por ciento se redujera a 2 por ciento. ¿Por qué no retomar esos ajustes e integrarlos en un paquete con lineamientos claros que garanticen un uso responsable del presupuesto? Digo, sería una forma de superar el callejón sin salida en el que ahora estamos.

 

*Profesor-investigador del Centro de Estudios de América del Norte

de El Colegio de Sonora. Correo electrónico: abraca@colson.edu.mx