» Convocatorias

  • convo-desa-581 Convocatoria “Seminario sobre Desarrollo Humano en la Región Transfronteriza Sonora Arizona SDHT ” 2015-2016 »

    El Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo, El Colegio de Sonora, El Colegio de la Frontera Norte, El Colegio de la Frontera Sur, Universidad [...]

» Novedades Editoriales

  • innovacion-590 “Innovación social en el manejo de los recursos naturales. El sistema de cuotas de la captura de la curvina golfina del Alto Golfo de California” »
  • deudas-590 “Deudas en estados y municipios. Aproximaciones a una problemática subnacional” »
  • novedades-fomento-590 “Política de fomento pesquero. Heterogeneidad acuícola y pesquera en Sonora” »

FOTO DE LA SEMANA: “Barrio de La Boca”

La imagen fue capturada por Zulema Trejo.

Los invitamos a publicar fotografías de su agrado para esta sección semanal. Enviar fotos al correo: asanchez@colson.edu.mx

observatorios-595

Luces sobre la evaluación de políticas urbanas

Miguel Angel Monteverde Avalos*

Hace pocos días, el alcalde de Cajeme empezó a desplegar su capacidad de gestión ante el Presupuesto de Egresos de la Federación 2016. Se reunió con la fracción parlamentaria priista en el Congreso de la Unión con propósito de bajar recursos federales para financiar proyectos de solución a los problemas del municipio. Sin embargo, con el esquema presupuesto tasa cero con que actualmente se formula el ejercicio fiscal se pronostican partidas federales acotadas para el municipio. Esto deja entrever lo importante de la evaluación para mejorar la eficacia de las políticas urbanas, bajo medidas de reducción de gastos.

Las políticas urbanas son respuestas impulsadas desde los gobiernos municipales para solucionar problemas que suceden dentro de las ciudades. El abanico de respuestas es bastante amplio. Pueden ser respuestas para rescate de espacios públicos, mejoramiento de servicios públicos y culturales, combate a la pobreza y a la marginación social, entre otras. Después de su diseño, se movilizan recursos financieros y humanos con la intención de alcanzar lo prescrito.

Sin embargo, usted lector puede cuestionar el verdadero alcance de estas soluciones, frente al desvinculado discurso político. Lo cierto es que son pocas las menciones de éxito en el contexto sonorense. Existe voluntad política y se invierte recurso público (en el mejor de los casos) pero escasamente consiguen los propósitos. Es el caso de la política de recuperación del centro de Hermosillo, por mencionar un ejemplo.

Dentro de ese pesimismo, vale la pena preguntarnos ¿por qué fracasan estas respuestas gubernamentales, a pesar de su vialidad técnica y financiera? El fracaso se debe, a grandes rasgos, a tres motivos: una mala política urbana, una mala implementación o mala suerte. Es decir, el fracaso puede deberse por errores en el diseño (por ejemplo, la desvinculación entre los objetivos y estrategias de acción), por errores de las organizaciones encargadas de implementarla, o porque las variables del contexto jugaron en contra del programa (por ejemplo, problemas en la operación por reducir su financiación).

Estos factores pueden ser advertidos y reajustados con una evaluación pertinente. La evaluación arroja datos que permiten mejorar la ejecución o juzgar el funcionamiento de las políticas urbanas. Significa hacer retroalimentaciones continuas con intención de reajustar los programas, pues no existe una política urbana perfecta desde su diseño; tiene que llevarse a la práctica para darnos cuenta de las averías y sus defectos. Con los déficits a la vista, se hace una restructuración de actividades, recursos y prioridades para alcanzar los objetivos propuestos. Sin embargo, se requiere compromiso dentro de las dependencias municipales para fomentar el seguimiento y evaluación de programas. Sin esto, lo anterior no es posible.

El Ayuntamiento de Cajeme enfrenta el reto de hacer más eficiente el gasto para ofrecer programas municipales de calidad y de respuesta a la ciudadanía. La evaluación de programas municipales es una herramienta para ello. No se puede seguir menospreciado su alcance.

*Estudiante de Maestría en El Colegio de Sonora. mig.monteverde@gmail.com @MiMonteverde