» Convocatorias

  • convo-desa-581 Convocatoria “Seminario sobre Desarrollo Humano en la Región Transfronteriza Sonora Arizona SDHT ” 2015-2016 »

    El Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo, El Colegio de Sonora, El Colegio de la Frontera Norte, El Colegio de la Frontera Sur, Universidad [...]

» Novedades Editoriales

  • industria-599 La industria automotriz en México frente al nuevo siglo. Países, tecnologías, movilidades y actores emergentes »

    La industria automotriz en México frente al nuevo siglo. Países, tecnologías, movilidades y actores emergentes Coordinadores, Alex Covarrubias V. y Arnulfo Arteaga-García.

  • sonora-599 Sonora violenta. Género, mujeres y feminicidio »

    Sonora violenta. Género, mujeres y feminicidio Coordinadora, Mercedes Zúñiga Elizalde

  • redes-599 Redes regionales de conocimiento e innovación. El caso del sector primario en el estado de Sonora »

    Redes regionales de conocimiento e innovación. El caso del sector primario en el estado de Sonora Coordinadores, Alvaro Bracamonte Sierra, Jorge Inés León Balderrama

FOTO DE LA SEMANA: “Nieve con piña”

La imagen fue capturada por Daniel Dórame.

Los invitamos a publicar fotografías de su agrado para esta sección semanal. Enviar fotos al correo: asanchez@colson.edu.mx

vialibre-602

Balance 2015

(Tercer y última parte)

Álvaro Bracamonte Sierra*

Comentábamos en las anteriores colaboraciones sobre los acontecimientos económicos más importantes del 2015. Sobra decir que muchos de ellos afectaron el desempeño de las principales variables macroeconómicas, pero donde las sorpresas fueron mayores es en el campo de la política electoral, tema del que nos ocupamos en esta ocasión. A nivel nacional el PRI consiguió la mayoría en la Cámara de Diputados gracias a las alianzas que tejió con el Verde y el PANAL. Las pérdidas fueron mayores para Acción Nacional y el PRD que no lograron contrarrestar la división interna, el costo de los escándalos de corrupción en que fueron pifiados varios dirigentes y los vínculos inconfesables con el crimen organizado. El proceso electoral del 2015 confirmó la erosión que sufren los partidos tradicionales y la emergencia de novedosas formas de participación política, así como la aparición de nuevos partidos despojados de la mala fama que arrastran las viejas organizaciones partidarias.

En este último caso está Morena, que obtuvo alrededor del 8 por ciento de la votación federal, además de la mayoría legislativa en la Ciudad de México y algunas de las delegaciones de la capital de la República. Sin embargo, la sorpresa más atractiva en materia política fue la participación de los candidatos independientes que en varias zonas del país que resultó sumamente exitosa. Son los casos del hoy diputado federal Manuel Clouthier en Sinaloa, de un diputado local en Jalisco y por supuesto del “Bronco” en Nuevo León.

Las victorias independientes exhiben la radical transformación que está registrando la política electoral nacional y que seguramente marcará el rumbo de la contienda por la presidencia en el 2018. En Sonora las elecciones también arrojaron sorpresas interesantes. El triunfo de Claudia Pavlovich la convirtió en la primera mujer que gobierna el estado y en la única que lo hace en este momento en el país.

La victoria dejó boquiabiertos a propios y extraños, no tanto por haberse alcanzado sino por el amplio margen que la separó de su principal adversario. Más de siete puntos le sacó al segundo lugar cuando todo indicaba que sería una elección sumamente reñida, así lo sugerían las encuestas previas y lo parejo que habían sido las elecciones celebradas en 2003 y 2009. La victoria priista no llegó sola, sino acompañada con la mayoría en el congreso local. El PRI se alzó con el triunfo en distritos que habitualmente votaban por otros partidos. Así sucedió en las cinco demarcaciones de la capital sonorense donde el tricolor solo perdió una posición. En cuanto a los ayuntamientos, el tricolor se ratificó en varios y salió avante inesperadamente en otros. Entre los primeros destaca Cajeme, donde se concentró la oposición al padresismo, y entre los segundos, Caborca, que por más de 15 años había sido gobernada por militantes panistas. Y por supuesto, Hermosillo donde el PRI ganó por un margen que rebasó cualquier promedio histórico. Evidentemente, el proceso del 2015 dejó una cantidad apreciable de lecciones.

La más importante es que el ciudadano termina por cobrar en las urnas los pasivos dejados por malas administraciones. Salvo contadas excepciones, prácticamente todos los candidatos de los partidos en el poder perdieron; se dio de manera natural una alternancia estatal, municipal y distrital. Las excepciones fueron nuevamente Cajeme y San Luis Río Colorado y pequeñas localidades asentadas en la Sierra y el Río Sonora. Los dos primeros municipios son bastiones del priismo y el panismo, respectivamente, y resultaba lejana la posibilidad de una victoria por parte de los candidatos opositores. En resumen, el 2015 dio paso a una nueva correlación de fuerzas en la entidad; esta composición tiene ante sí retos complejos como el combate a la corrupción, factor que fue la piedra de toque de la insurrección ciudadana en el año recién concluido. Vale la pena enfatizar que si las actuales autoridades no avanzan en esa asignatura, abrirán la rendija para que crezcan opciones distintas a las que ofrecen los partidos tradicionales.

*Doctor en Economía. Profesor-Investigador de El Colegio de Sonora