» Convocatorias

  • seminarionog-598 Seminario sobre Desarrollo Humano en la Región Transfronteriza Sonora-Arizona »

    Para enriquecer aún más la discusión sobre los objetivos del Seminario sobre Desarrollo Humano en la Región Transfronteriza Sonora-Arizona 2015-2016, el SDHT continuará su cuarta [...]

» Novedades Editoriales

  • violenciainter-612 Violencia interétnica en la frontera norte novohispana y mexicana. Siglo XVII-XIX »

    Violencia interétnica en la frontera norte novohispana y mexicana. Siglo XVII-XIX. Editorial: El Colegio de Sonora, El Colegio de Michoacán, A.C. UABC

  • lacondiciones-607 Las condiciones de la participación social en la educación. Alcances y límites »

    Las condiciones de la participación social en la educación. Alcances y límites coordinado por el doctor Marcos Jacobo Estrada Ruiz.

  • travezias-607 Travesías azarosas. Relato demográfico del siglo XX sonorense. »

    Travesías azarosas. Relato demográfico del siglo XX sonorense, coordinado por la doctora Ana Lucía Castro Luque.

FOTO DE LA SEMANA: “Franjas”

La imagen fue capturada por Rosa Ocaño.

Los invitamos a publicar fotografías de su agrado para esta sección semanal. Enviar fotos al correo: asanchez@colson.edu.mx

vialibre-617

ONU: Objetivos del desarrollo sostenible

Alvaro Bracamonte Sierra*

 

Los discursos de todos los partidos coinciden en que es necesario garantizar la igualdad y la equidad en todos los órdenes de la vida pública. Muy probablemente esa retórica está influida por los objetivos que la ONU ha impuesto al mundo para este milenio, los cuales están fundamentalmente orientados a conseguir lo que dicha organización llama desarrollo sostenible.

Son 17 los objetivos autoimpuestos por el organismo mundial. En su mayoría, éstos se relacionan con una agenda igualitaria socialmente hablando: Reducción de la pobreza y el hambre, atención a la salud y el bienestar, educación de calidad, equidad de género, energías renovables, reducción de desigualdades, ciudades sostenibles, producción y consumo responsables, acciones para enfrentar el cambio climático y a favor de la paz y la justicia. Las tareas que se propone la ONU a futuro evidencian las distorsiones del desarrollo actual.

Por lo mismo, resulta urgente llamar la atención alrededor de esas asignaturas que se repiten en prácticamente todo el mundo. En México día a día podemos atestiguar que tales problemas presentan una virulencia particular: La violencia de género, sobre todo hacia las mujeres e incluso al interior de los hogares y expresada en el extremo con los feminicidios, brota por todos lados; qué decir de la pobreza y la desigualdad que alcanzan en el País niveles de escándalo. Al mismo tiempo, la contaminación del altiplano es sencillamente la punta de iceberg de la degradación ambiental que vivimos pues en distintos rincones del territorio se registran ecocidios irreversibles: Ahí tenemos, entre los muchos ejemplos, la sobreexplotación de los recursos marinos en el Golfo de California, que perfila decisiones radicales para preservar el recurso natural en ese acuario mundial. Dos de los objetivos para el desarrollo sostenible de la ONU tienen que ver con asuntos meramente económicos: el octavo y el noveno.

El octavo se centra en promover el crecimiento inclusivo y sostenible, el empleo pleno y productivo y el trabajo decente para todos. El título del objetivo remite a la necesidad de reconstruir el modelo de desarrollo seguido por la mayoría de las naciones. De alguna forma lo que proponen las Naciones Unidas es similar a lo sugerido por los académicos de la UNAM en torno a la necesidad de generar un nuevo curso del desarrollo para México. De esto se hizo referencia hace un par de semanas al comentar el libro de Rolando Cordera Más allá de la crisis presentado en la Universidad de Sonora. El noveno objetivo planteado por la ONU en las metas del milenio es construir infraestructuras resilientes, promover la industrialización inclusiva y fomentar la innovación. Los expertos de la ONU están conscientes de que la mejora competitiva se logra mediante la introducción de procesos de innovación, pero los entornos innovadores son difíciles de conseguir, dependen de muchos factores y no pocos de ellos quedan fuera del alcance de los países con escaso desarrollo. De hecho, la tecnología presenta una distribución en el mundo muy dispareja: las regiones avanzadas controlan y concentran los principales descubrimientos y, consecuentemente, el avance de la ciencia y la tecnología. Romper esta dinámica parece imposible. Precisamente en ello estriba la principal crítica hacia el reciente acuerdo comercial firmado entre los países de la cuenca del Pacífico (TPP): se trata de un pacto que privilegia la protección de la propiedad intelectual de las patentes surgidas en Estados Unidos. La agenda que proponen las Naciones Unidas es pertinente también para las regiones, como es el caso de Sonora. En la entidad es igualmente importante promover un desarrollo que se nutra de los objetivos formulados por la ONU para el milenio. En Sonora no es difícil localizar ambientes impregnados de profunda inequidad y desigualdad, de ahí la necesidad de buscar que el crecimiento futuro sea comprensivo, es decir que los beneficios se extiendan a la mayoría y no sólo a unos cuantos y que la innovación sea una variable medular de la ecuación, de tal manera que permita el escalamiento tecnológico con equidad e igualdad social.

*Doctor en Economía. Profesor-Investigador de El Colegio de Sonora.