» Novedades Editoriales

  • registrar-668 Registrar e imaginar la nación. La estadística durante la primera mitad del siglo XIX. Volumen I Jalisco, Estado de México, Nuevo México, Oaxaca, Sinaloa, Sonora y Veracruz. »

    Registrar e imaginar la nación. La estadística durante la primera mitad del siglo XIX. Volumen I Jalisco, Estado de México, Nuevo México, Oaxaca, Sinaloa, Sonora [...]

  • gobiernos-668 Gobiernos abiertos. Elementos para una política pública: del concepto a su implementación »

    Gobiernos abiertos. Elementos para una política pública: del concepto a su implementación

FOTO DE LA SEMANA: “En el bosque”

La imagen fue capturada por Esther Padilla Calderón.

Los invitamos a publicar fotografías de su agrado para esta sección semanal. Enviar fotos al correo: asanchez@colson.edu.mx

fuera-676

La Biografía: compleja investigación histórica.

Iván Aarón Torres Chon*

La definición general de biografía remite a la narración de una trayectoria de vida. Por mi experiencia en proyectos biográficos mejor lo representaré como un “rompecabezas” porque usualmente los cronistas se percatan que la información no corresponde a quien buscan. Por tal motivo, al igual que el detective consultor Sherlock Holmes, el personaje ficticio de Arthur Conan Doyle, con pericia los escritores identifican y reconstruyen trayectorias.

Para el caso de Sonora, es común que el primogénito tenga el nombre del padre, por ejemplo: si existió un señor llamado Pedro Morales en Arizpe en 1810, que pudo tener uno o varios hijos bautizados como Pedro junto a otros nombres, es probable que firmara de diversas maneras un bautismo, un contrato, un pasaporte, una acta de matrimonio, el registro de propiedad, de defunción, o se registrara mal su defunción, etcétera. Sí a eso sumamos el hecho de que las poblaciones compartían parentescos porque primos contraían matrimonios con primos, además de que se casaban muy jóvenes, si el primogénito fallecía, al siguiente se le nombraba igual, todo esto dificulta identificar exactamente al personaje. A la par, se presentan obstáculos como que una persona llamada igual, u homónimo coincidiera en el lugar de residencia, la participación en actividades económicas, políticas, comerciales.

Aunque los apellidos de arraigo entre las poblaciones permiten situar el origen, por citar a los Elías, Escalante Urrea, Narbona, en la zona de Arizpe; los Gándara, Estrella, Hugues e Íñigo en Ures; los Aguilar, García Noriega, Oviedo, Velasco y Zúñiga en Hermosillo; los Campillo, Loustaunau y Spencer en Guaymas; los Almada, Gaxiola y Lamadrid en Álamos; o los Aguayo, Bringas y Otero en Sahuaripa; el desplazamiento de sus integrantes fue constante.

Hace poco pretendí reconstruir la biografía de un diputado llamado Ignacio López que nació alrededor de 1800, pero localicé cerca de 20 personas que podrían serlo, lo cual me obligó a desistir, gajes del oficio. El principal obstáculo era qué no logré identificar a los padres, una pista me llevó a España, otra a las provincias de Durango, Sinaloa y Jalisco. El segundo impedimento fue el lugar de residencia, dado que el nombre de un rancho, paraje o sitio puede ser muy parecido al que se adscribe como parte de una población o la jurisdicción del distrito de Arizpe puede estar registrado según el escribano o notario, además, la inseguridad por las incursiones de tribus bárbaras obligaba al recurso de poderes para que alguien en “representación de” realizara sacramentos, registros de nacimiento, matrimonios, actas de defunción, litigios y operaciones mercantiles. Lo peor, es que ese individuo se llame igual a quién buscamos y resulte que su esposa se llame como la que “identificamos” pero no pueda ser porque allí se afirme un dato del cual estamos seguros. El tercer estorbo puede ser la causa, fecha y lugar de fallecimiento, por ejemplo: un registro parroquial afirma que nuestro individuo fue “víctima de la epidemia cólera morbus”, el registro civil señala que lo “asesinaron apaches”, para la prensa “murió en batalla contra los invasores”, sí a esto sumamos diferentes edades, el cargo u oficio que desempeñaba: era “comerciante, militar, galeno, diputado”, empeora el asunto.

En fin, registrar una biografía es más complejo cuando sólo se tiene un punto de partida: el nombre, lo cual obliga a situar sus antecedentes familiares elaborando un árbol genealógico; a la par, las causas y consecuencias de sus actos hasta donde sea posible. Esto se obtiene a través de fuentes primarias como actas, testamentos, contratos, prensa, memorias; de hecho, los santorales, anuncios de intestados y catastros de la época son de gran utilidad. Asimismo, fuentes secundarias como bibliografía; además, las anécdotas recopiladas a través de entrevistas a descendientes, o bien, cualquiera que aporte un dato y se pueda verificar.

* Doctor por El Colegio de Sonora zhoncy@hotmail.com